Edema pulmonar y algunas medidas para prevenir esta enfermedad

Edema pulmonar y algunas medidas para prevenir esta enfermedad

febrero 17, 2020 Desactivado Por Redacción

Un edema pulmonar ocurre cuando los órganos respiratorios se llenan de líquido, dificultando la capacidad de las personas para inhalar y exhalar oxígeno.

Se trata de un problema que por lo general, surge a raíz de afecciones relacionadas al corazón, pero también aparece, entre otras cosas, por neumonía.

Causas más frecuentes de un edema pulmonar

Además de la neumonía y los problemas del corazón, existen otras causas que pueden generar un edema pulmonar, entre ellas, los traumatismos.

Igualmente, esta enfermedad se puede desarrollar al exponerse a toxinas que, debido a determinadas situaciones, entran a los pulmones.

Por ejemplo, al aspirar humo de forma excesiva, o incluso cuando se mezcla parte del contenido estomacal en los órganos respiratorios después de vomitar.

De hecho, los edemas también son el resultado de infecciones como el dengue, o provocados por presión, es decir, tras bloquearse las vías respiratorias superiores, obligando a los pulmones a trabajar de manera forzada.

Del mismo modo, este mal se desarrolla con ahogamientos inminentes por ingesta de agua, al atravesar una enfermedad del sistema nervioso, o simplemente en deportistas a más de 8.000 pies de altura.

Medidas de prevención para la acumulación de agua en los pulmones

Debido a que las causas de la acumulación de agua en los pulmones, generalmente ocurren por problemas cardiovasculares, es necesario cuidarse de estas afecciones.

En este sentido, las medidas de prevención van desde el control de la presión arterial y el colesterol, hasta habituarse a dietas saludables.

Esto implica consumir frutas, vegetales, comida integral y evitar ingerir sal, grasa o azúcar. Todo ello, acompañado por rutinas diarias de ejercicios.